¿Qué tan importante es la mente en el proceso de creación de riqueza? Es decir, lo que sucede en mi mente, es igual de importante o aún más importante que otros factores como el trabajo duro, las oportunidades del mercado, el producto, el capital financiero, etc.
 Es una de las cuestiones más estudiadas en los últimos años, tanto por aficionados de la nueva era, como escritores afamados y científicos renombrados de la neurociencia. Algunas informaciones son tergiversadas, generando confusiones y dudas sobre la importancia real de la mente en el proceso de logro, ya sea de objetivos financieros, como una vida más dichosa.
¿Podría sentarme a meditar hasta que caiga un fardo de dinero por la cabeza?
Si no es tan poderosa la mente humana como para hacer posible tal cosa, de qué sirve realmente mentalizar, meditar, visualizar o cualquier otra actividad de índole mental en el proceso de creación de la riqueza y la prosperidad.
Te daré mi respuesta en base a tres obras mundialmente conocidas, de tal manera que tú puedas profundizar en el tema por tu cuenta para valorar en la medida justa el poder de la mente para lograr en tu vida las aspiraciones que hacen latir tu corazón.

Los pensamientos son cosas. Napoleón Hill

El célebre escritor de “Piensa y Hágase Rico”, Napoleón Hill adopta como eje principal de su enseñanza la actividad mental.
Para N. Hill, nada es tan importante como la mente en el proceso de creación de riqueza y prosperidad.
“Cuando usted comience a pensar y hacerse rico, observará que la riqueza empieza a partir de un estado mental, con un propósito definido, con poco trabajo duro, o ninguno”.
Afirma que el ser humano es “dueño de su destino y capitán de su alma”, cuando es capaz de controlar sus pensamientos.
Nuestro cerebro se magnetiza con los pensamientos dominantes que llevamos en la mente, y, estos imanes atraen hacia nosotros las fuerzas, las personas, las circunstancias de la vida que armonizan con la naturaleza de nuestros pensamientos dominantes.
Antes de poder acumular riqueza en abundancia, tenemos que magnetizar nuestra mente con un intenso deseo de riqueza. Hemos de tomar conciencia de la riqueza hasta que el deseo por el dinero nos conduzca a hacer planes definidos para adquirirlo.

“Todo lo que la mente humana puede concebir y creer lo puede alcanzar” N. Hill.

 Todos los que han acumulado grandes fortunas primero han soñado, anhelado, pensado y planificado antes de haber adquirido la riqueza.
Por tanto, para Napoleón Hill no podemos crear riqueza en nuestras vidas a menos que antes creamos riqueza en la mente. Pero, está claro que este es apenas el primer paso en el proceso de crear riqueza, ya que afirma claramente que el deseo ardiente que genera en nosotros los pensamientos de prosperidad han de impulsarnos a crear los “planes precisos” y ejecutar las acciones para lograr materializar las ideas.
La creación mental antecede, motiva y dirige la creación material. Esto queda en evidencia tras ir analizando los 13 principios que propone en su obra para crear riqueza y prosperidad.

La ciencia de hacerse rico. Wallace D. Wattles

La riqueza es consecuencia de hacer las cosas de un cierto modo. Ese ciento modo es una causa que produce necesariamente riqueza, del mismo modo que dos más dos produce cuatro.
Si usted no tiene ningún capital, puede conseguir capital; si no está en el negocio correcto, puede entrar en el negocio correcto; si está en el lugar incorrecto, puede in al correcto; y usted puede ir así, comenzando en su negocio presente y en su actual localidad para hacer las cosas del cierto modo que lo llevará al éxito.
El pensamiento es el único poder que puede producir la riqueza tangible de la sustancia sin forma. La materia de la que están hechas todas las cosas es sustancia que piensa.
El hombre es un centro de pensamiento, y puede originar el pensamiento. Todas las formas que el hombre puede crear con sus manos, primero deben existir en sus pensamientos; él no puede dar forma a una cosa sin antes haber pensado en esa cosa.

Los hombres se enriquecen por hacer las cosas de un cierto modo; pero para hacerlo así, los hombres deben tornarse capaces de pensar de un cierto modo.

El modo de un hombre de hacer las cosas es el resultado directo del modo en que piensa en las cosas.
Pensar en la riqueza cuando está rodeado de pobreza requiere poder; pero quien adquiere este poder se convierte en una mente dominadora. Él puede conquistar el destino; él puede tener lo que desea.
Nuevamente, estos principios metafísicos constituyen el primer paso en el camino de creación de la riqueza descrita en 14 capítulos de una obra increíble. Cada capítulo enseña un aspecto esencial de esa manera particular de pensar que nos conecta al estado mental que genera abundancia.

Mi mundo interior crea mi mundo exterior. T. Harv Ecker

Otra obra monumental que describe en forma magistral el proceso mental en la creación de la riqueza es el de T. H. Ecker: “Los secretos de la mente millonaria”.
Aborda el tema de las programaciones mentales con una simplicidad envidiable. Según el, tenemos en la mente una especie de termostato, que regular automáticamente la cantidad de dinero que tendremos en nuestra vida.
Todo lo que necesitamos hacer para poder prosperar es ir extendiendo los límites autoimpuestos, elevando el grado de prosperidad que hemos programado para nuestra vida.
Ese grado de prosperidad está ligado a lo que él denomina “patrón de dinero”. La programación mental del dinero, cuya configuración se remonta a las tempranas edades de nuestra vida.
Desde niños, cuando somos más influenciables, se han grabado en nuestra mente ese patrón. Y el patrón de dinero es de prosperidad, encontraremos la inspiración y los medios para prosperar en la vida. Pero si el patrón mental es de escasez, aun viviendo entre grandes oportunidades, siempre encontraremos maneras para conspirar en contra de la riqueza en nuestra vida.
El auto sabotaje es un mecanismo común para perder dinero y regular la cantidad de riqueza en nuestra vida para nivelarlo al grado de riqueza de nuestro termostato financiero.
Harv ofrece 17 archivos mentales para reprogramar la mente para una vida más satisfactoria y próspera. Los ejercicios incluyen superar traumas infantiles instalados en el subconsciente que sabotean nuestra prosperidad.
Estos archivos mentales, poco a poco afectan nuestra manera de actuar y en consecuencia los resultados que obtenemos en nuestra vida.

Cinco tips para aplicar el poder mental como emprendedor

Todo lo que usted necesita es una buena idea.

Todo emprendimiento nace de una idea. La obtención de ideas geniales es un trabajo puramente mental.
Napoleón Hill cuenta montones de historia de hombres ilustres que desarrollaron una devoción muy particular a la tarea de pensar. Para ello, buscan especio de relax en sus días. Tratan de despejar la mente. Realizan rituales muy particulares en busca de ideas geniales que a la larga les valió para conquistar enormes fortunas.
Como emprendedor, desarrolla el hábito de relajar la mente en busca de ideas creativas. Si la situación de vuelve crítica y parece no encontrar salida, trata de desconectarse, relájese y ve en busca de esa idea que le lleve a otro nivel.

La Actitud Mental Positiva produce milagros

El poder creador de la mente produce resultados, tanto positivos como negativos. Conectar la mente con pensamientos positivos genera emociones positivas. Un clima mental favorable a la inspiración, las buenas ideas, el optimismo y la perseverancia.
Lo mejor que usted puede hacer por su mente es llenarlo de pensamientos positivos. Afectará positivamente su ánimo y por ende su desempeño. Con tan solo mantener una mente positiva puede producir resultados milagrosos.

Una meta es un sueño con fecha

Un elemento indispensable en el camino del logro es el proceso de establecimientos de metas.
Esta tarea requiere creatividad, claridad de propósito, análisis objetivo de la realidad, optimismo, esperanza y poder personal. Es la actividad creativa por excelencia en el camino de la riqueza.
Las metas provee dirección a nuestro actuar, permite discernir entre las cosas importantes y determinar el tiempo en que debemos realizar esas cosas importante. Para ello, la claridad de la meta es fundamental.

Crecimiento personal y profesional

Nutrir la mente con ideas, conocimientos, pensamientos que ayuden a mejorar nuestra vida como persona y nuestra preparación profesional es una tarea indispensable para prosperar de una manera integral y sostenible.
Una buena lectura, una buena película, audios, músicas, etc., que ayuden a construir una personalidad más equilibrada, agradable, sana. También, actividades relajantes que nos ayuden a conectar con nosotros mismos y con las demás personas que son importantes en nuestra vida.

Educación financiera

 La prosperidad no solo implica pensar positivamente y mentalizar resultados. Necesitamos aplicar principios inteligentes en el manejo del dinero.
En este apartado incluye esos archivos mentales de prosperidad que enseña “Los secretos de la mente millonaria”. Otro actor de gran renombre en lo que significa educación financiera para el siglo presente es Robert Kiyosaki.

Conclusiones

 Todo logro importante en la vida humana está relacionado con el uso correcto del don más importante con que fuimos dotado: la capacidad de pensar.

Cuando pensamos de manera positiva y nutrimos la menta con las ideas correcta, el resultado será un mejor desempeño en todo lo que hagamos y mejores resultados para nuestra vida.
“La inversión que paga los mejores intereses, es la inversión en tu educación financiera”
Milciades Villalba Santos

Milciades Villalba Santos

Autor

Empresario de Networt Marketing, bloguero, orador, coach y educador de emprendedores.

Este blog es resultado de dos cosas: El sueño de ser un escritor, y la tranformación que supone en mi vida convertirme en empresario del Siglo XXI.

Si te ha gustado, no dejes de compartir

UA-65601011-1
A %d blogueros les gusta esto: